viernes, 25 de febrero de 2011

Tiempo de cine


# 127 horas (127 hours, Danny Boyle, Aron Ralston) # Biutiful (Alejandro G. Iñárritu) # Canino (Kynodontas, Yorgos Lanthimos) # Chico y Rita (B. Valdés, F. Trueba, J. Mariscal, M. de Pisón) # Cisne negro (Black swan, Darren Aronofsky) # ¿Cuánto pesa su edificio, señor Foster? (How much does your building weigh Mr. Foster?, C. Carcas, N. López Amado, N. Foster) # Bicicleta, cuchara, manzana (Carles Bosch, Pasqual Maragall) # De dioses y hombres (Des hommes et des dieux, Xavier Beauvois) # El discurso del rey (The King's Speech, Tom Hooper) # El último bailarín de Mao (Bruce Beresford) # Exit through the gift shop (Banksy) # Garbo el espia (Edmon Roch) # La danza (La danse: Le ballet de l’Opéra de Paris, Frederick Wiseman) # La red social (The Social Network, David Fincher, Aaron Sorkin) # Los chicos están bien (The kids are all right, Lisa Cholodenko) # Más allá de la vida (Hereafter, Clint Eastwood) # Origen (Inception, Christopher Nolan) # Pa negre (Agustí Villaronga) # También la lluvia (Icíar Bollaín) # The fighter (David O. Russell) # Todas las canciones hablan de mí (Jonás Trueba) # Valor de ley (True grit, Joel Coen y Ethan Coen) # Winter's Bone (Debra Granik) #

martes, 22 de febrero de 2011

El (inolvidable) papá de Héctor

Héctor Abad Faciolince
«Cuando, muchos años más tarde, leí la Carta al padre de Kafka, yo pensé que podría escribir esa misma carta, pero al revés, con puros antónimos y situaciones opuestas. Yo no le tenía miedo a mi papá, sino confianza; él no era déspota, sino tolerante conmigo; no me hacía sentir débil, sino fuerte; no me creía tonto, sino brillante. Sin haber leído un cuento ni mucho menos un libro mío, como él sabía mi secreto, a todo el mundo le decía que yo era escritor, aunque me daba rabia de que diera por hecho lo que era solo un sueño. ¿Cuántas personas podrán decir que tuvieron el padre que quisieran tener si volvieran a nacer? Yo lo podría decir

El olvido que seremos (p. 24), Héctor Abad Faciolince. Seix Barral, 2007.

sábado, 19 de febrero de 2011

Los enigmas del verdadero Bolaño

Roberto Bolaño, vídeos
«En la raíz de todos mis males se encuentra mi admiración por los delincuentes, las putas, los perturbados mentales, se decía Amalfitano con amargura. Cuando adolescente hubiera querido ser judío, bolchevique, negro, homosexual, drogadicto y medio loco, y manco para más remate, pero sólo fui profesor de literatura. Menos mal, pensaba Amalfitano, que he podido leer miles de libros. Menos mal que he conocido a los Poetas y que he leído las Novelas. (Los Poetas, para Amalfitano, eran los seres humanos brillantes como un relámpago, y las Novelas, las historias que nacían de la fuente del Quijote.) Menos mal que he leído. Menos mal que aún puedo leer, se decía, entre escéptico y esperanzado.»
Los sinsabores del verdadero policía (p. 127-128). Roberto Bolaño. Anagrama 2011.
Prólogo de JA Masoliver Ródenas y Nota editorial de Carolina López.

jueves, 17 de febrero de 2011

Educación versus tecnología

Argos. Anselm Kiefer
«¿No es van adonar, els ínclits pedagogs de Catalunya i de tot Espanya, que els ordinadors, igual que la resta de les tecnologies que els nois i noies porten a les butxaques —com abans hi portàvem una granota amb una làmina metàl.lica que raucava— són els responsables de la creació d'una cultura de la facilitat, la immediatesa i el divertiment? No van veure que l'ordinador és l'eina que ha excusat els seus usuaris, en especial els més joves, a fer un esforç d'aprenentatge i de memòria, amb tota la mediació que això sempre ha significat? ¿Es podia confiar que els ordinadors substituïssin amb eficàcia la paraula del mestre o del professor? ¿Es podia suposar que de l'ús dels ordinadors en naixeria una dialèctica viva com la que ha presidit tota la història de l'educació al món occidental? Els ordinadors i totes les noves tecnologies "de butxaca" han estat la causa que els nois i noies visquin en una mena de cultura-civilització amnèsica i aliena a la paraula, la lectura, el diàleg, l'esforç, l'estudi a fons i la recerca; i, per tant, sembla una insensatesa fer entrar aquests ginys en un espai en què allò més necessari és ensenyar els joves a pensar i discernir, a triar i corregir, a modular i perfilar el saber, a discutir-lo amb el Verb i la dialèctica, i, en definitiva, a establir una diferència neta entre "aprendre" i "divertir-se".»

Fragmento de Ordinadors? No, gràcies. Jordi Llovet
Quadern. El País, edición de Cataluña. 17/2/2011

sábado, 12 de febrero de 2011

Desconexión Murakami

1Q84, Haruki Murakami«Si no lo entiendes sin que te lo explique, quiere decir que no lo entenderás por más que te lo explique.» 1Q84, H. Murakami, Trad. G. Álvarez Martínez (Tusquets 2011). Si lo comprendes y deseas continuar, visita al Lector mal-herido. Yo me quedo en la La isla de Sajalín con la Sinfonietta de Janáček.

viernes, 4 de febrero de 2011

Lo grotesco, lo indignante, lo decepcionante, lo que perturba

Barcelona, Balmes-Córcega, 4/2/2011, 9h.
Francisco de Pájaro en whohub: «No se fijen en mi obra, ya que soy un mal ejemplo para el arte. Mi obra no es intelectual, no es nada nuevo. Deben estudiar a los artistas de verdad, a sus héroes. Buscaos a vosotros mismos y si tienen algo que decir, que sus inseguridades y frustraciones no les frene. Expresaos con valentía. Hace 15 años que colgué mi primer cuadro de cara al público, empujado por el misterio que causa una creación. Estoy enganchado a ese misterio interminable de crear imágenes. He pasado el calvario muchos años de no tener una identidad pictórica, pues mis primeras pinturas caminaban con Bacon, Picasso, Dalí... El Arte es Basura, es mi arma reaccionaria y es mi verdadero yo... como artista que deseo ser. Donde únicamente me siento así, en el momento preciso que ejecuto una acción. El Sistema es el que me ha sacado a la calle a gritar con ferocidad de manera silenciosa. Y lo hago, improvisando, por accidente, por impulsos. No me planteo la belleza final de cada acción. Me interesa lo grotesco, lo indignante, lo decepcionante, lo que perturba, lo que a nadie le gusta ver, pero forma parte de nuestra naturaleza. Antes pintaba cuadros que me llevaban meses de trabajo. Demasiado tiempo para mi impaciencia. Ahora los ejecuto entre 8 y 10 minutos. Porque es pintura rápida y efímera sobre escombros. En la cual nada mas que termino ya no me pertenece. Pertenece al buscador de basuras necesitado y al camión municipal. Vale más un hombre que el Museo del Prado entero. EL ARTE ES BASURA. Si preguntamos a todos los seres vivientes de este planeta... ¿Qué es el Arte? Todos dirían una definición diferente y todos tendrían razón. Por lo tanto mi acción la llamo así. Tengo el derecho a la libertad de llamar a las cosas como desee. Es mi criterio y la opinión de alguien que lleva muchos años buscando el arte. Puede que el arte sea mi carencia sentimental, donde me abrazo y lloro añorando a mi Madre, añorando a mis amigos desaparecidos, a mi familia entera. O puede que sea un madero solitario en un gran Océano que me salvaguarda de todos ustedes.»

[La semana pasada encontré El Arte es Basura en Metafísica del artista urbano, hace dos días en una vespa abandonada en Muntaner/Mallorca y esta mañana en un árbol de Balmes/Córcega. Cada vez más cerca.]

miércoles, 2 de febrero de 2011

Crónicas de la rabia

Crónicas del desamor
«Qué estupidez pensar que una puede confesarse ante los hijos antes de que cumplan al menos cincuenta años. Pretender ser vista por ellos como una persona y no como una función. Decir: yo soy vuestra historia, vosotros salisteis de mí, escuchadme, podría serviros. En cambio yo no soy la historia de Nina, Nina podría verme incluso como un futuro. Elegir la compañía de la hija de otros. Buscarla, acercarse a ella.»

Crónicas del desamor (p. 469). Elena Ferrante. Lumen, 2011
Traducción de Juana Bignozzi, N. López Burell y Edgardo Dobry