jueves, 10 de noviembre de 2016

Luisgé Martín, comportamiento biológico

[Luisgé Martín
El amor del revés
Anagrama, 2016, 280 p.]
«Tengo la convicción de que el pensamiento de los hombres varones [sic] ha sido forjado en muchos momentos de su vida con la substancia del semen. No es un accidente cultural, como algunos sostienen, sino un comportamiento biológico. El esperma transforma las ideas, tuerce la voluntad y fuerza, si es preciso, a la traición. En los instantes de plenitud seminal, cuando hay desbordamiento o exceso, ninguna lealtad puede ser mantenida.» (pág. 64)
[horroroso]

No hay comentarios: