sábado, 5 de marzo de 2016

Leviatán o la ballena, de Philip Hoare [1, ballenas felices]

«Las ballenas jorobadas acuden al golfo de Maine todos los veranos. Ayunan durante seis meses y se aparean en las cálidas pero estériles aguas del Caribe, donde alimentan a los ballenatos con una leche tan rica que se parece al queso fresco, hasta que llega el momento de hacer el peregrinaje anual al norte. Es la migración más larga que realiza ningún mamífero. Siguiendo las rutas de colonización que establecieron sus antepasados hace millones de años y navegando miles de millas de océano guiándose por ancestrales señales invisibles llegan a la costa noreste de Estados Unidos, donde la cálida corriente del Golfo se encuentra con las gélidas corrientes de Labrador en un proceso conocido como afloramiento.

Aquí, en las aguas verdigrises, se pone en movimiento una vasta cadena alimenticia. Las ballenas se ceban a fuerza de arenques y ammodíticos, engordando a gusto en esta estación de excesos. Y aquí, a menos de dos horas en barco de una de las mayores ciudades de Estados Unidos, estos gigantescos animales —"las más juguetonas y alegres de todas las ballenas"— se divierten "creando más espuma y removiendo más agua por lo general que cualquier otra ballena". Hasta aquellos que las cazaban reconocieron su carácter juguetón con el apodo que les otorgaros: las ballenas felices. Su nombre científico es mucho menos glamuroso: Megaptera novaeangliae, la de grandes alas de Nueva Inglaterra, el ángel con percebes.

Al lanzar sus cincuenta toneladas de grasa, carne y hueso al aire, el leviatán abandona su dominio. Sus aletas de cuatro metros y medio parecen nudosas alas, el borde de su cola, tres veces más ancho que largo es un hombre, apenas toca el agua. Visto con la cámara lenta del recuerdo —la imagen que deja en tu cabeza— una ballena que emerge parece tratar de escapar de su medio, el elemento que, desde el momento mismo que atraviesa la superficie, tira de ella hacia abajo. Nadie sabe por qué saltan las ballenas. Casi todas las especies lo hacen, desde el delfín más pequeño hasta la más grande de las ballenas azules, cada una con su propio estilo: saltos de espalda, saltos en plancha, saltitos sin mucho impulso o auténticas piruetas.» (págs. 34-36)

Philip Hoare
LEVIATÁN o LA BALLENA
[Leviathan, or The Whale, 2009]
Trad. Joan Eloi Roca
Ático de los libros, 2015


Sperm Whale Encounter from Howard Hall on Vimeo.

2 comentarios:

Pteromari dijo...

Esto que voy a escribir es tremendo, pero sólo quiero invitar a la reflexión.
Los dinosaurios se extinguieron, quizá porque su descomunal tamaño hacía imposible la subsistencia de las especies vegetales que les servían de alimento. Y sin plantas, fin de la Vida en el planeta Tierra.
La Naturaleza los hizo desaparecer.
Otra cuestión sería por qué aparecieron, pero ahora eso no viene al caso. Quizá por lo del ensayo-error al que juega el Cosmos.

Las ballenas son muy grandes. Quizá su descomunal tamaño ponga en peligro la subsistencia de las micro especies marinas que les sirvan de sustento. No lo sé. Quizá esas especies podrían servir para alimentar al ser humano en un futuro.
Si la Naturaleza las quiere hacer desaparecer, es probable que se sirva del ser humano para ello.
Y si sólo somos un instrumento en manos de un poder que nos domina, ¿qué podemos hacer nosotros, microorganismos en el Des-Orden Universal en el que estamos atrapados?

Pero que conste que yo no quiero que desaparezcan las ballenas. Prefiero que desaparezca el ser humano.

Elena dijo...

Sabias palabras, as usual, Pter.

También soy de los que creen que la desaparición de especies (y aparición de otras nuevas) forma parte de una historia natural (que no sé quién escribe) que hace mucho que empezó y que seguirá después de nosotros, como si tal cosa. O, mucho mejor dicho con tus palabras si sólo somos un instrumento en manos de un poder que nos domina, ¿qué podemos hacer nosotros, microorganismos en el Des-Orden Universal en el que estamos atrapados?

Solo estaría en contra de la crueldad innecesaria. Y a favor de tu último deseo.